Video: Ilima-Lei Macfarlane brutaliza a Arteaga y retiene el título mosca de Bellator Video: Ilima-Lei Macfarlane brutaliza a Arteaga y retiene el título mosca de Bellator
TweetShare126Pin126 SharesEl pasado sábado 27 de abril la campeona mosca de Bellator Ilima-Lei Macfarlane defendió por tercera vez el cinturón. Pese a ganar por... Video: Ilima-Lei Macfarlane brutaliza a Arteaga y retiene el título mosca de Bellator

El pasado sábado 27 de abril la campeona mosca de Bellator Ilima-Lei Macfarlane defendió por tercera vez el cinturón. Pese a ganar por TKO, la pelea ante Veta Arteaga no fue nada fácil para la campeona. Sin embargo un escandaloso corte que dejó expuesto el cráneo de la retadora, le dio la victoria en Bellator 220.

Veta puso en problemas a Macfarlane desde el inicio al impedirle dominar el juego de piso. Aunque Ilima consiguió algunos derribos en el primer asalto, fue Arteaga fue quien conectó más golpes pese a tener la espalda contra la lona. La campeona buscó un par de sumisiones pero los puños y codos fueron la defensa que salvó a la retadora en par de ocasiones.

En el segundo episodio volvimos a ver a Macfarlane buscando derribos y ahora usando un candado al cuerpo para tomar la posición superior. Veta no pudo escaparse esta vez, pero aprovechó la ocasión para conectar varios codazos al rostro de la campeona. Eventualmente la retadora logró recuperar la vertical y propuso un buen intercambio en el centro de la jaula. Las combinaciones de la retadora hicieron blanco en el rostro de la campeona y la hicieron sangrar.

En el tercer episodio Macfarlane repitió el candado al cuerpo para conseguir otro derribo. Esta vez le sacó provecho al golpeo a ras de lona, conectando el codazo que eventualmente significó la victoria. El codazo abrió un impresionante corte en la frente de Arteaga. La sangre escurría por todo el rostro de Veta, forzando al referee a pedir una revisión médica.

Mientras los doctores revisaban la magnitud del corte, su cráneo quedaba expuesto. No había otra cosa que hacer, la detención era inevitable.

Macfarlane defendió el cinturón por tercera vez y extendió su racha invicta a 10 peleas. Al final de la batalla, Macfarlane dejó la puerta abierta para una revancha inmediata. Ilima dijo que no quería ganar debido al corte y reconoció lo difícil que había sido Arteaga hasta el momento final.